-Nuevo estilo en palacio… sin payasadas

-Los demonios financieros y penales sobre Corral

-El agradecimiento al amigo Marko

-Solos en aniversario luctuoso de Jessica y sin justicia

Del tamaño del capricho del gobernador tuvo que ser la salida forzada con testigo de honor del nivel casi presidencial.

Tuvo que ponerse en medio con toda su humanidad el exsecretario de gobernación con Felipe Calderón, Fernando Gómez Mont, para que Corral accediera a sentarse en la misma mesa con Maru Campos, para entregar su despacho.

De ese tamaño era su miedo frente al equipo ganador a la gubernatura.

Fue mucha la alharaca y pérdida de tiempo, no para él, que fue lo que hizo durante cinco eternos años, sino para la nueva responsable del Ejecutivo Estatal.

Por lo regular las entregas recepción se efectúan con las firmas de uno y luego de otro, sin necesidad de coincidir en espacio y tiempo. Hay 30 días para hacer observaciones.

Pero Corral no se quiso salir de Palacio ni un minuto antes. Estaba aferrado con las 20 uñas al hueso, y a las tarjetas de débito ilimitadas.

Hasta el final siguió con su obra de teatro. Patética su presentación por la noche, ante unos cuantos incondicionales y ni qué decir su salida de palacio.

Más cursi no pudo haber sido la carta enviada por el padre Camilo Daniel, en hoja membretada de la parroquia donde despacha. Debió preguntarles a sus fieles si estaban de acuerdo.

Para el olvido la silenciosa develación del cuadro con su imagen, después de ordenar hace unos días cambiarlos de orden para no quedar debajo ni a un lado de su archienemigo Duarte.

Tras la escenita de su predecesor, la señora no perdió ni un minuto. En punto del nuevo día, en plena madrugada, ya estaba dando órdenes e indicaciones.

Sus colaboradores se presentaron en las principales oficinas a recibir desde ese momento. Para uno que se levanta temprano, hay uno que no duerme.

En el caso de Corral y su administración ni eso era necesario, pero era indispensable dar muestras de que ahora sí hay gobierno y no payasadas.

Breve y concisa. Pulcra en su lenguaje, decisiones claras. Ese fue el primer día, completito de 24 horas.

Así fueron las primeras palabras de la gobernadora, con el sereno en la espalda, igual que las últimas ayer pronunciadas en su toma de protesta formal ante el Congreso, ya de noche, en sesión efectuada en la Plaza de la Mexicanidad, frente a poco público, pero representativo.

Por las vísperas se conoce que hay nuevo estilo en Palacio de Gobierno.

No había Corral dejado la silla del águila en Palacio, cuando ya los demonios estaban saltando encima de él.

Las denuncias penales en contra del Estado por los abusos cometidos durante los últimos años en los afamados expedientes equis, sólo son una parte.

Ahí estarán juntos en la indagatoria el mismito gobernador, su Fiscal y algunos investigadores de consigna. Sin descartar algunos jueces.

El otro gran tema, del cual tiene puntual información la Auditoría Superior del Estado, es la exorbitante deuda que deja.

Son 75 mil millones de pesos más lo que se acumule al revisar debajo de la alfombra, los que se tienen acreditados.

Debió llegar la nueva legislatura para que se rindiera el informe del acumulado deudor, donde están los empréstitos a largo plazo, adelanto de participaciones, proveedores, contratistas, órganos autónomos y descentralizados.

Las habladurías de final de quinquenio quedaron sólo en eso. 

Un largo bla, bla, bla, cero dinero en caja. Los 19 mil millones que luego fueron 11 mil se convirtieron en nada.

Está la pelota en el Congreso del Estado, para ordenar una auditoria especial en materia de deuda, con independencia de la labor cotidiana del órgano fiscalizador estatal, con el fin de fincar las responsabilidades penales y administrativas que correspondan.

Están en fila y deberán responder el extitular del ejecutivo y su responsable de Hacienda. Las atribuciones las tiene claras, muy claras el Auditor Superior del Estado.

Subió un inocente mensaje el secretario Luis Serrato Castell a las redes sociales, donde presume amistad de altos vuelos.

“Hoy la gobernadora @MaruCampos_G me ha distinguido invitándome a su gabinete, agradezco el honor que me confiere. Agradezco también a mi amigo @MarkoCortes por haberme impulsado a ser legislador y nombrarme Delegado en el hermoso estado de Chihuhua (sic). Infinitamente agradecido”.

Fue esa invitación la que lo acercó de manera contundente a la coordinación de campaña y ahora, es uno de los más fuertes secretarios de gabinete.

La secretaría que encabeza asume las importantes funciones de Planeación, que durante mucho tiempo estuvieron concentradas bajo un órgano sujeto jerárquicamente a la Secretaría de Hacienda.

Tendrá además la responsabilidad de coordinar el gabinete, función arrancada a la Secretaría General de Gobierno desde hace dos administraciones.

Su amigo Marko Cortés fue fundamental para ello…su desempeño hasta el momento también, lo acercó en momento crucial, crítico, a la hoy gobernadora.

La verdad es que su carrera política no inició con el presidente nacional del PAN, como pareciera desprenderse de su mensaje. Sabemos que hay camino recorrido y talacha partidista.

Transcurrió un año del asesinato de Jessica Silva, sin que exista sentencia en contra del o los responsables del artero crimen.

Sólo uno de los elementos de la Guardia Nacional se encuentra inexplicablemente procesado por el homicidio. Los cinco elementos restantes fueron liberados y acusados de algo así como obstrucción de la justicia.

Es aún más dramático el tema, cuando a la ceremonia oficial no asistieron representantes de autoridades.

Los deudos, familiares y amigos, realizaron una misa y diversas actividades para conmemorar tan terrible hecho.

Tendrá que responderse ahora sí desde la Fiscalía a través del Fideicomiso de Víctimas del Delito, cosa que no se hizo durante todo este tiempo, en beneficio de los dos adolescentes y un joven mayor de edad, a quienes les fue arrebatada criminalmente su madre.

En todas las sesiones del Congreso del Estado, desde la instalación de la nueva legislatura hace poco más de una semana, ha aparecido como parte del público asistente el alcalde de Parral Alfredo “Caballo” Lozoya.

El exindependiente seducido por el partido Movimiento Ciudadano hasta parece asesor legislativo del dirigente Francisco Sánchez Villegas, quien fue su secretario municipal en la llamada Capital del Mundo.

La foto en versión digital de GPS muestra a Lozoya Santillán en la sesión legislativa del pasado martes, mientras instruye a su asistente a llevar recados a otras áreas de la torre.

La constante presencia ha generado comentarios de que, terminado su periodo como presidente municipal en unos cuantos días, habrá de tener plaza asegurada de asesor de Sánchez Villegas, quien dispone de algunos espacios en la nómina para su minibancada de MC.

Obviamente no deja de hacer sombra Lozoya al legislador que antes fue su subordinado y ahora es de los pocos ganones de la alianza de “independientes” con el incipiente emecismo que quedó tras la contienda fallida por la gubernatura.

#Diaridechihuahua

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *