Plátano, chayote y caña, arrasados por Grace en esta región

El huracán Grace a su paso por territorio veracruzano también acabó con cultivos de chayote, caña de azúcar y plátano, en comunidades de Actopan y de Alto Lucero.

Las mayores pérdidas se encuentran en comunidades de Actopan, principalmente en Chicuasen y San Nicolás, donde campesinos realizan la limpieza de la superficie de chayote, que fue destruida por las inundaciones.

José Alarcón Montero, productor de chayote en esos lugares, dijo que los daños son devastadores y que difícilmente podrá recuperarse económicamente.

También sostuvo que difícilmente se pediría apoyo los tres niveles de gobierno, tras sostener que regularmente cada vez que tienen daños en sus cultivos, los productores tienen que salir adelante solos.

Las plantas apenas se encontraban en desarrollo, pues se esperaba realizar la cosecha entre octubre y noviembre, señaló.

Basta con recorrer los cultivos para ver plantaciones destruidas y repletas de lodo. En algunos lugares quedaron retoños y algunos chayotes pequeños, que aparentemente son aptos para consumo, sin embargo, Juan Carlos Viveros, campesino de San Nicolás, dijo que se echaron a perder y que serían desechados.

En esa zona de Actopan se juntan los ríos Sedeño, Naolinco y otro arroyo, que durante el huracán se salieron de sus cauces e inundaron plantaciones de caña, maíz, pepino y de chile habanero.

Valerio Acosta Utrera, campesino, precisó que los daños al pepino y al chile habanero son en menor escala, pues son pocas las superficies sembradas en comparación del chayote.

En Chicuasen, a la vista resaltan plantaciones de maíz y de caña dobladas causas de la fuerza de los ríos desbordados, además de que algunas de plano fueron arrancadas desde la raíz.

En Trapiche del Rosario, también hay afectaciones al chayote y de acuerdo con Jorge Aguilar Vázquez, la superficie dañada aún se encuentra en revisión.

En San Antonio, tres viviendas se inundaron a orilla de la carretera Actopan–Xalapa, también a causa de los ríos que se desbordaron.

Una de las casas aún tiene lodo en sus instalaciones y no fue posible localizar a los habitantes para conocer los pormenores porque, de acuerdo con lugareños, salieron desde el pasado sábado. En ese poblado, cerca de las casas que fueron afectadas también se cayó un muro de contención, que no soportó el golpe provocado por los ríos que se desbordaron.

Julián Aguilar, vecino y comerciante, recordó que incluso un día después del huracán, un buen tramo de la carretera estuvo bajo el agua, lo que además provocó inundaciones en otras viviendas, sin que hubiera afectaciones de gravedad.

En Alto Lucero, campesinos se encuentran preocupados a causa de posibles deslaves que puedan ocurrir en el camino a Cerrillos de Díaz, pues en la zona aún hay algunas rocas que invaden parte la cinta asfáltica. A orilla de carretera pueden verse también algunas plantaciones de plátano que sufrieron daños y de acuerdo con los campesinos Alberto Zapata y Rafael Salas, algunos cañales y plantíos de maíz en comunidades costeras se dañaron por las intensas rachas de viento. En la carretera a la colonia 6 de Enero, a la altura de la colonia Higueras, en Xalapa, los daños que sufrió la carretera, a causa de un puente que se destruyó, siguen en aumento.

Según vecinos, el puente quedó totalmente destruido el pasado 19 de este mes y tras el paso del huracán hay un socavón más grande, que podría causar una mayor destrucción en la carretera.

Previamente, el estado y el ayuntamiento cerraron el paso por ese tramo y como rutas alternas se utilizan calles de la colonia Higueras, sin que a la fecha se haya anunciado el inicio de su reparación, dijeron.

#Diariodexalapa

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *